Amenazas

Empleados de Ate Capital denuncian amenazas

La delegada de ATE-Capital en el programa BA presente, Julieta Minervini, denunció hoy que “una patota del Sutecba -sindicato de municipales porteños- nos amenazaron y no nos dejó ingresar a nuestro lugar de trabajo” y anunció que presentarán una denuncia administrativa contra el Gobierno porteño “por no hacer nada”.

Tras un conflicto gremial desatado por la conformación de una junta interna de ATE-Capital en el programa Buenos Aires Presente (BAP), Minervini contó que “una patota del Sutecba”, sindicato que conduce Amadeo Genta, impidió el ingreso de varios trabajadores al ex hospital porteño Rawson.

Según relató la delegada, “trabajadores de ese programa y gente que era de la barra brava de San Lorenzo, que no son municipales de la Ciudad, nos gritaban de todo y nos amenazaron, pero tenemos todo filmado y vamos a hacer la denuncia.”

Luego de que le impidieran el ingreso a su lugar de trabajo, Minervini y otros trabajadores de ATE-Capital esperaron una respuesta de funcionarios del Gobierno que conduce Mauricio Macri.

La delegada señaló que unas horas después llegó al lugar el gerente operativo del programa, Hernán Berisso, quien les dijo que “no se podía hacer cargo de la seguridad de las personas” en un lugar público.

Por eso, Minervini afirma que “el Gobierno de la Ciudad termina siendo cómplice y eso no lo vamos a permitir, ya que tenemos el aval del Ministerio de Trabajo de la Nación”.

El conflicto comenzó cuando empleados municipales que trabajan en un programa de situación de emergencia durante los 365 días en la Ciudad decidieron formar una junta interna en septiembre de 2012, según detalla la delegada porteña de ATE.

“El Gobierno porteño nos quiso trasladar a otros programas dentro del ministerio de Desarrollo Social de la Ciudad, pero resistimos porque nosotros considerábamos que era una persecución política y gremial sin razón”, afirmó.

Tras una lucha sindical, el Gobierno porteño, a través del Ministerio de Modernización, pidió la impugnación de la junta electoral en el Ministerio del Trabajo de la Nación, que hace semanas dictaminó a favor de los gremialistas de ATE-Capital que debían incorporarse el 30 de octubre.

Minervini concluyó con un reclamo al Gobierno porteño para que “una autoridad se haga cargo” y los trabajadores afiliados a ATE “podamos trabajar y ejercer la actividad gremial en libertad”.

Deja una respuesta