Bases Republicanas presentó una ampliación de la cautelar interpuesta ante la CIDH por los varados en el exterior

La asociación civil Bases Republicanas realizó hoy una ampliación de la medida cautelar presentada ante la Comisión Interamericana de Derecho Humanos (CIDH) por considerar que el Estado argentino continúa violando los derechos humanos de miles de argentinos al mantener su decisión de restringir el ingreso de personas desde el exterior, aun cuando decidió elevar el cupo de 600 a 1.000 en forma escalonada.

“Con esta decisión unilateral del Jefe de Gabinete y la decisión de la Cancillería de no concederle la condición de varados a los cerca de 14.000 argentinos que se ven impedidos de reingresar al país, el Estado Nacional viola los derechos humanos más básicos del ser humano porque deja en estado de desprotección absoluta a miles de argentinos”,  afirma el escrito que está dirigido a las autoridades de la CIDH.

Asimismo, las autoridades de Bases Republicanas solicitan “la adopción de medidas de protección necesarias y urgentes para garantizar el regreso a salvo de los ciudadanos y residentes argentinos que se encuentran varados en el exterior”.

La presidenta de la asociación civil, la abogada Jimena de la Torre, afirmó al respecto que se trata de “más de 14.000 personas que no saben cuándo podrán regresar a sus hogares, a reencontrarse con sus hijos menores, volver a sus trabajos, retomar sus tratamientos médicos, sencillamente, volver a recuperar sus vidas en territorio nacional”.

De la Torre sostuvo que “la irrazonabilidad de esta medida, pone en evidencia la falta de empatía por parte de los funcionarios del gobierno argentino, la falta de responsabilidad, esfuerzo e ingenio para darles una respuesta pronta a estos argentinos en vez de dejarlos librados a su suerte, restringiéndoles el ingreso al país”.

Por último, la presidenta de la asociación dijo que “desde que comenzó la pandemia, hace más de 14 meses, lo único que han hecho es restringir derechos y libertades. Como si ello fuese el único remedio disponible, o al menos el único que les parece oportuno”.

La presentación de Bases Republicanas incluye la información personal de 280 personas que han dado su consentimiento para llevar sus casos a la CIDH, en los que se encuentran varados en países como México, Puerto Rico, Estados Unidos, entre otros países.