Los diputados y los senadores del oficialismo que integran la comisión Bicameral de Tramite Legislativo confían en que podrán alzarse con el dictamen favorable del Decreto de Necesidad y Urgencia (DNU), que busca achicar la burocracia estatal. El Decreto ingreso a mediados de enero en el Congreso y tiene un plazo de 30 días para ser tratado en la Bicameral.

A pesar del optimismo que reina en los legisladores de Cambiemos, no descartan la posibilidad de negociar con la oposición el diseño de algunos proyectos de ley para reemplazar artículos que podrían generar conflictos en el recinto de sesiones.

De acuerdo con la legislación, la comisión debe emitir dictamen antes de los diez días hábiles del ingreso del DNU al Congreso, plazo que se vence el 8 del mes próximo.

El DNU elimina 19 leyes y modifica otras 140 iniciativas, con el fin de realizar una amplia reforma para reducir la burocracia del Estado.

El oficialismo buscará emitir dictamen favorable al extenso decreto previo al plazo de vencimiento, ya que según la ley de DNU si no se cumplen los tiempos establecidos se puede debatir sin despacho en el recinto de sesiones.

El diputado oficialista, Pablo Tonelli (PRO) defendió el DNU al afirmar que, si hubiera ingresado el proyecto de ley al Congreso, “tendría que haber pasado prácticamente por todas las comisiones, que son como 45 (en Diputados) y en el Senado más de 20”, y agregó que “eso hubiera hecho interminable el trámite en las cámaras”.

Además, esgrimió como “principal argumento” en defensa del decreto “la propia doctrina de la comisión”, que “aplicó durante 10 años un criterio amplio y muy laxo con relación a la atribución del presidente respecto de los DNU”.

Antes de comenzar el debate del DNU, la comisión debe conformarse, el oficialismo ocupa tres lugares de los ocho que le corresponden a los senadores en la comisión. Otros tres espacios quedaron para el justicialismo, uno para el FpV de Cristina Fernández de Kichner y el restante para un partido provincial. De ese modo, el oficialismo se asegurará tener la mitad de todos los integrantes de la Bicameral, ya que el macrismo en Diputados ubicó a cinco integrantes sobre ocho.

Asimismo, también un legislador de Cambiemos será el presidente de la Bicameral de DNU: el flamante presidente del interbloque oficialista del Senado, el radical formoseño Luis Naidenoff.

Los senadores de la bicameral serán Luis Naidenoff, Silvia Giacoppo y Pedro Braillard Poccard (Cambiemos), María Teresa González, Daniel Lovera y Guillermo Snopek (Justicialista), Anabel Fernández Sagasti (FPV) y Fiore Viñuales.

Por Diputados, en tanto, estarán los oficialistas Luis Petri, Pablo Tonelli, Fernando Iglesias, Martín Hernández y Ezequiel Fernández Langan; Marcos Cleri y Máximo Kirchner (FPV), y Pablo Kosiner (Justicialista).

El oficialismo pudo dejar afuera a Adolfo Rodríguez Saá, (PJ-San Luis) secretario de la comisión hasta el año pasado y se aseguró la entrada de la senadora María Fiore Viñuales (Pares-Salta) que si bien no es de Cambiemos puede torcer la balanza hacia los intereses del Poder Ejecutivo

 

Compartinos: