Ciudad: el oficialismo ya tiene nombre para competir

Lo definieron en una reunión Elisa Carrió y Diego Santilli.

En la Ciudad, el oficialismo ya definió el nombre que usará para competir

Elisa Carrió, cabeza de lista de la boleta del oficialismo en Ciudad

Elisa Carrió lo criticaba sin parar mientras Diego Santilli se mordía los labios en señal de desaprobación. “Es terrible la basura. Pedí que le pidan juicio político, no se puede andar en ojotas en la Ciudad. Lo voto si me barre la Ciudad. ¡Santilli, limpiame la Ciudad!”, afirmaba la jefa de la Coalición Cívica en pleno debate en TN.

Corría octubre de 2013 y la entonces candidata a diputada de UNEN hacía campaña con Martín Lousteau y Fernando «Pino» Solanas, mientras que el entonces ministro de Espacio Público porteño y candidato a senador era su blanco preferido.

“Puede ser que con Santilli haya un PJ más en el Senado”, decía Carrió. Cuatro años después el escenario es sustancialmente distinto.

 

Aquella opositora en Ciudad es una de las patas de la coalición de Gobierno que conduce Mauricio Macri, Santilli es vicejefe porteño, y juntos enfrentarán a Lousteau, que no pudo cumplir su deseo de competir dentro de Cambiemos tras su renuncia a la embajada en Estados Unidos. UNEN, por supuesto, no existe más.

Nuevas circunstancias hicieron que Santilli, designado jefe de campaña en Ciudad por Horacio Rodríguez Larreta, se reuniera el martes de la semana pasada por primera vez con Carrió.

En el entorno del vicejefe porteño negaron que persistan rencores o desconfianzas con la diputada. “Tienen buena relación”, explicaron. En Casa Rosada se lo tomaron con más humor.

“Diego está al frente del operativo seducción”, señalaron sobre la tarea del funcionario de lograr que el perfil de Carrió se adapte al libreto PRO. En rigor, Larreta ya cumplió con esa tarea con éxito y desde hace meses.

En su primera reunión como candidata y jefe de campaña, Carrió y Santilli no estuvieron solos. También fue parte de la mesa el legislador porteño de la CC Maximiliano Ferraro, encargado de la campaña designado por la diputada y Carlos Pérez, dueño de la agencia de publicidad BBDO, una de los tantos que se sumó en últimos tiempos a la usina creativa del oficialismo, pero el único con compañía en el Top 10 del ranking global de los Effie Award.

En esa mesa se discutió un detalle no menor: nombre que llevará el frente oficialista en Ciudad, donde radicales -que acompañan a Lousteau- impugnaron la marca Cambiemos.

 

La decisión ya está tomada: será «Vamos Juntos«, uno de los principales esloganes con los que el oficialismo. Solo resta saber si la Justicia electoral lo autorizará.

Una cosa estaba clara antes de la reunión: Jaime Durán Barba no tendrá injerencia directa en la campaña porteña. El consultor preferido de Macri es resistido por Carrió y se concentrará en Provincia, madre de todas las batallas, otra vez.

Durante el encuentro se peloteó, además, tono y estrategia de campaña.

“Será una campaña tipo PRO, pero atendiendo a la personalidad de Carrió”, relataron fuentes oficiales.

Timbreos estarán a la orden del día, aunque la diputada prefiere charlas más largas en cafés. El tono de la campaña será más nacional que local.

La jefa de la CC no dejará además de visitar otros distritos y, sobre todo, opinar por causas judiciales en ebullición. Evitarán chocar con Lousteau. “Llilita no lo criticará y ninguneará. Martín no tiene su estatura política”, dicen en el primer piso de la Rosada sobre el ex embajador.

 

El optimismo de Santilli es superior al de Rodríguez Larreta. El Jefe de Gobierno se contenta con ganar, ya sea con el 36% promedio que el macrismo supo cosechar en elecciones intermedias o piso que consiguió Michetti en 2009 (31). El número 2 de la Ciudad, en su primera experiencia como jefe de campaña, aspira a conseguir 37% y aportar un récord para comicios intermedios de la Ciudad.

“Aportaremos la territorialidad que históricamente le faltó a la Coalición Cívica”, contaron en Casa Rosada. Esa afirmación, en el mundo PRO y campaña, se traduce en presencia en la calle, timbreos, redes sociales y comunicación específica por segmentos y geolocalización que el macrismo maneja mejor que el resto de sus rivales.

Después de la reunión, Santilli se dirigió a Balcarce 50 para reunirse con Fernando de Andreis. El secretario General de Presidencia le presentó en profundidad a funcionarios a cargo de la comunicación oficial, que responden al jefe de Gabinete Marcos Peña y son pilares en campaña.

El subsecretario de vínculo ciudadano Guillermo Riera (a cargo de estrategia digital) junto a Julián Gallo -que también estuvo y subsecretario de Difusión Ezequiel Colombo discutieron pautas para compatibilizar la campaña porteña con la nacional.

Oficialmente, se lanzarán el 14 de julio, pero la campaña en Ciudad ya arrancó

Deja una respuesta