Las diputadas nacionales del Frente de Todos, Florencia Lampreabe y Paula Penacca, presentaron un proyecto de ley para «reconocer y aportar valor» al trabajo de cuidado no remunerado que llevan adelante principalmente mujeres e identidades feminizadas para sostener los hogares.

La iniciativa propone el pago de una asignación mensual -equivalente a un salario mínimo vital y móvil- para aquellas personas que se ocupen del cuidado de niñas, niños, adolescentes, personas con discapacidad o adultas y adultos mayores dependientes.

“En el marco del debate sobre la construcción de un futuro post pandemia, consideramos indispensable incorporar la reformulación del concepto de trabajo y la perspectiva de género como condicionante de la desigualdad social”, sostuvo Lampreabe.

La iniciativa reconoce al trabajo de cuidado no remunerado, que incluye labores domésticas dentro del hogar y cuidados generales de las personas a cargo, como un elemento central para el sostenimiento de la vida, la economía y la sociedad.

  • También resalta que su subvaloración, feminización e histórica invisibilización ha acentuado las desigualdades de género y relegado a las mujeres y feminidades a la pobreza.

En este sentido, entre en sus fundamentos explica que “la asunción de las responsabilidades del hogar por parte de las mujeres libera a los varones de estas, posibilitando a ellos una mejor inserción en el mercado laboral”.

Por otra parte, en el proyecto se aclara que su intención no es reforzar la división sexual del trabajo y sus consecuencias, “sino asumir una situación de base desigual que requiere medidas que reparen y reconozcan el trabajo efectivamente realizado, brindándole a sus destinatarias autonomía económica y patrimonial”. Y agrega que también son necesaria políticas integrales “abocadas a redistribuir de manera más equitativa los trabajos de cuidado”.

  • En Argentina, según los últimos datos oficiales sobre el uso del tiempo (INDEC), casi trece millones de mujeres realizan tareas de cuidado, que les insumen – en promedio – 6.3 horas del día, mientras que los varones destinan a esas tareas tan sólo 2 horas diarias.

La iniciativa contó con el acompañamiento de las diputadas del Frente de Todos Cristina Álvarez Rodríguez, Mónica Macha, Gabriela Estévez y María Jimena López.