El bloque kirchnerista no dio quórum en la reunión de la comisión de Acuerdos y el pliego que al cual presentaban impugnaciones organismos de derechos humanos no pudo tratarse. La audiencia pública se realizó de todas formas como presentación de los candidatos a ocupar cargos judiciales y los senadores presentes pudieron hacerles preguntas.

La senadora Cristina Fernández de Kirchner faltó el último lunes a la tercera audiencia en el juicio por la Obra Pública porque tenía una actividad interna en el bloque del senado que integra. Allí, organismos de derechos humanos llevaron impugnaciones a uno de los candidatos que este miércoles expondría su pliego a consideración de la comisión de Acuerdos.

Federico Hooft es secretario del Juzgado Federal N°3 de Mar del Plata y fue el abogado de su padre durante el proceso en el que fue acusado por delitos de lesa humanidad, concretamente centrado en su participación en la “Noche de las Corbatas”, por el cual fue sometido a un jury de enjuiciamiento en 2014, resultó absuelto, y finalmente a principios de 2018 la Corte Suprema dejó firme el fallo absolutorio.

Justamente, el rol jugado por Federico Hooft en todo ese proceso es el señalado y advertido desde Abuelas de Plaza Mayo y un conjunto de organismos de derechos humanos que rechazan su posible designación al frente del Juzgado Federal N°1 de Mar del Plata, que se encuentra vacante hace años, y es subrogado desde entonces por el titular del otro juzgado federal en lo penal, Santiago Inchausti.

En septiembre del año pasado el Consejo de la Magistratura de la Nación aprobó la terna que remitió al Poder Ejecutivo Nacional, con los candidatos Roberto José Boico, Julio Gonzalo Miranda y Pedro Federico Guillermo Hooft, y este último fue en elegido por Macri para enviar el pliego a la Cámara de Senadores.

En este marco, la comisión de acuerdos de la cámara alta fue convocada a reunirse este miércoles a las 10 cuando se llevará a cabo una audiencia pública en la que se tratará un tanda de pliego elevados por el gobierno, entre los que se encuentra el de Hooft para ocupar el Juzgado Federal de Primera Instancia N°1 de Mar del Plata.

Ya ante el Consejo de la Magistratura desde la Asociación Abuelas de Plaza de Mayo rechazaron su posible designación y remarcaron que la impugnación “no se dirige” contra él “por los crímenes que habría cometido su padre” sino “por la defensa temeraria y activa en pos de la impunidad de graves crímenes realizados durante el terrorismo de estado, y la persecución contra quienes los investigan”.

Compartinos: