El presidente Mauricio Macri traspasará el mando a su sucesor, en el Congreso de la Nación, según los deseos de Alberto Fernandez .

«Nosotros decidimos que el que asume elige dónde será. Ellos (por el Frente de Todos) ya eligieron el Congreso, y Mauricio Macri concurrirá», se anunciaba en el congreso en la mañana de hoy.

Las reuniones en las que se acordó este traspaso fueron dos, y se celebraron en los últimos diez días entre el jefe de Gabinete, Marcos Peña, y Santiago Cafiero, cercano a Fernández .
«Peña y Cafiero están liderando la transición, los dos están muy contentos con el clima que se generó y todo se desarrolla en paz», indicó otra fuente oficial a los periodistas parlamentarios.»Siempre dijimos que íbamos a respetar el deseo del presidente electo. Quieren hacerlo en el Congreso, y se hará ahí».

De este modo, en el recinto de Diputados (es el espacio de mayores dimensiones) Fernández recibirá los atributos de mando de manos de Macri: el bastón y la banda presidencial frente a los diputados y senadores, e invitados especiales en el palco bandeja que tiene el recinto de diputados.

Esta previsto y como es tradición, que el  10 de diciembre el Presidente electo Alberto Fernandez dará en ese lugar su discurso de asunción, que se espera incluya algunas algo de su plan de gobierno y varias medidas concretas altamente necesarias.

Luego se trasladará a la Casa Rosada donde tomará juramento a todo su gabinete. En el gobierno de Macri preferían entregar el mando en el Casa Rosada, lo más habitual desde el retorno de la democracia, pero Fernández optó por el modelo kirchnerista.

Además de cumplir esta formalidad, el nuevo presidente tiene previsto salir al balcón y hablar a los manifestantes que se hayan congregado en la Plaza de Mayo, si todo se mantiene según los planes preliminares.

A pesar de lo que había sucedido con Raúl Alfonsín, Carlos Menem o Fernando de la Rúa,  el presidente Néstor Kirchner pidió recibir la banda y el bastón presidencial en el Congreso, de manos de Eduardo Duhalde.

Cristina  Fernandez de Kirchner, recibió en 2007 los atributos de mando de parte de su esposo también en el Congreso; en tanto, para asumir su segundo mandato, en 2011,  antento a que fue reelecta la ex mandataria  entonces pidió recibirlos de manos de su hija, Florencia Kichner, en el Congreso.

Después de las PASO, Alberto Fernández había dado a entender que el tema del traspaso era un formalismo, un tema que no lo preocupaba.

«Yo no haría un problema de eso, si me los quiere mandar por correo, no tengo ningún problema. Los atributos no los da un presidente, los da el pueblo», había señalado.

Tengamos en cuenta que el silencio en el gobierno de Macri fue tal que muchos de los ministros no estaban enterados de la novedad.

Ayer, el ministro de Defensa, Oscar Aguad, había dicho que «la transición se da si hay posibilidades de compatibilizar y transmitir experiencias, si no, no hay transición», en referencia a los contactos entre las gestiones saliente y entrante del Poder Ejecutivo.

Aclaró entonces que la orden recibida del presidente Macri fue «organizar cada uno su ministerio para traspasar esta experiencia» hasta tanto se reunieran con el nuevo ministro designado en cada área. Y agregó: «Si no, dejaremos los papeles arriba de la mesa».

Aguad consideró que para avanzar en la transición «hace falta que los interlocutores sean oficiales, no simplemente gestores de buena voluntad», pero opinó que «todavía falta tiempo» hasta el 10 de diciembre, de modo que podría darse antes de esa fecha.

Por su parte, el ministro de Justicia y Derechos Humanos, Germán Garavano había expresado también ayer que «el Gobierno está haciendo una transición ejemplar» en la parte que le toca. Pero indicó que «hasta el día de hoy» no se identificó un funcionario enviado a cada área, más allá de «conversaciones informales».

Hoy, por los avances acordados entre Peña y Cafiero, en el Gobierno dieron por iniciada la transición, más allá de que aún Albeerto Fernández no hizo pública la designación de los funcionarios que deberán recibir el informe de gestión de cada ministerio.

Fuentes propias y Télam
Compartinos: