Ingresó al Senado el proyecto de ley para blanquear capitales

Ingresó a la Cámara alta, ayer por la noche, el proyecto de ley que busca instaurar un herramienta para captar dólares no declarados, establece dos instrumentos de inversión para que aquellas personas que disponen ahorros en dólares puedan blanquearlos.

La medida fue presentada por el equipo de economía de la Nación, estaban presentes el ministro Hernán Lorenzino, el viceministro Axel Kicillof, el titular de la AFIP Ricardo Echegaray y la presidenta del Banco Central Mercedes Marcó del Pont.

La iniciativa fue girada a las comisiones de Presupuesto y Hacienda y Economía Nacional e estipula que quienes dispongan de dólares podrán incorporarlos al sector energético o de la construcción. En esas situaciones las divisas internacionales serán canjeadas por un bono (en el caso de invertir en energía) o de un certificado (cuando se trate de aportar a la construcción o mercado inmoviliario).

La intención del oficialismo es tratar el proyecto el miércoles 14, lograr dictamen ese día y que el recinto lo debata el 22.

Al respecto de la propuesta, el ministro de Economía Lorenzino destacó que la intención de la medida es “movilizar los ahorros en dólares no declarados”. Con su aplicación, ingresaría a las arcas del Estado un monto de dólares que se encontraba estancado. Lorenzino también subrayó que con esta medida se favorecerán los sectores estratégicos de la economía nacional.

En tanto, el administrador de la AFIP Ricardo Echegaray explicó que la propuesta presentada en el día de ayer exentúa de impuestos y sanciones penales y administrativas a quienes cambien dólares mediante el instrumento. Este apartado, puntualmente el de eximir de sanciones, levantó roses en la oposición que han calificado al instrumento como una medida para lavar dinero y que el más favorecido por la iniciativa es aquel que compró divisas internacionales en el mercado ilegal.

Echegaray, en referencia, señaló que ninguna persona con una causa (de lavado de activos, trata de personas o narcotráfico) en proceso podrá calificar para este canje. Además señaló que ningún funcionario público podrá disponer de esta herramienta.

El titular de la Agencia Fiscal remarcó que el instrumento “no tiene un objetivo recaudatorio”.

Deja una respuesta