Luenzo busca «abrir una actividad económica» y presentó un proyecto para «autorizar el cáñamo de uso industrial»

El senador nacional por Chubut Alfredo Luenzo presentó un proyecto de ley en la cámara alta que autoriza la actividad del cáñamo de uso industrial con el objetivo de «abrir una actividad económica que no está hoy en la Argentina y que, además, es sustentable porque casi no usa pesticidas o productos químicos», dijo.

En esa línea, el senador nacional argumentó que «el cultivo del cáñamo para uso industrial no solo presenta beneficios para el medio ambiente como la protección del suelo contra la erosión, sino que también dará lugar al desarrollo de nuevos sectores productivos», explicó Luenzo en relación al proyecto.

En ese sentido, la iniciativa autoriza: «la importación, exportación, fraccionamiento, circulación, siembra, cultivo, cosecha, acopio, transporte, industrialización y la comercialización de semillas, plantas enteras o fragmentos de ella, aceites, fibras, derivados, productos y subproductos de Cannabis Sativa L (Cáñamo Industrial) con contenidos menores o igual a uno por ciento (1%) de Tetrahidrocannabinol (THC) para usos industriales».

Asimismo, Alfredo Luenzo explicó que «en Francia, España, Estados Unidos, Canadá, tienen un marco jurídico para su desarrollo como así también en China, India, Japón y Corea, por ejemplo».

Y asu vez, dijo que en el caso de la Argentina «actualmente se encuentra prohibida por una decisión de la última dictadura militar, de Videla, de 1977», lamentó.

«El espíritu del proyecto es de habilitar una actividad económica respetando el espíritu de la actual legislación en materia de estupefacientes», afirmó Luenzo.

En relación al cáñamo Industrial, Luenzo indicó que es «uno de los productos agrícolas más versátiles de la naturaleza y se puede utilizar para producir gran cantidad de productos y subproductos como es el caso de la fibra, pero también los granos de cáñamo se utilizan en la producción de golosinas, harina, snacks, leches y quesos, y productos de panadería. Además al aceite se lo usa en la industria como lubricante, barniz, pintura, sellador, combustible y detergente pero actualmente, se han encontrado nuevos y mejores mercados en los cosméticos, especialmente productos de cuidado corporal», describió.

Del mismo modo, el senador nacional aseguró que se trata de «una planta muy resistente que se puede cultivar en áreas donde otros cultivos fallarían irremediablemente».

Y agregó: «Puede soportar períodos de sequía, calor, heladas y también puede cultivarse, en muchos casos, sin pesticidas u otros productos químicos. Se destaca por tener un ciclo de cultivo corto (4 meses), lo cual implica una buena opción para que se la incluya en la secuencia de rotación de cultivos», finalizó.

Deja una respuesta