Para que universidades privadas informen aumentos con anticipación

La diputada Natalia Fidel presentó un proyecto de ley para que instituciones notifiquen a estudiantes 60 días antes del aumento de aranceles.

Una iniciativa presentada por la diputada Natalia Fidel (SUMA+), en coautoría con Graciela Ocaña (Confianza Pública), Carlos Tomada (FpV) y Paula Oliveto (CC-ARI), busca que universidades e institutos terciarios privados notifiquen aumentos en aranceles con al menos 60 días de anticipación.

El proyecto establece que el aviso deberá hacerse con antelación de 60 días, mediante medios fehacientes como carta o correo electrónico, además de carteles colocados en instalaciones de tránsito habitual de estudiantes. Así, se garantizaría el derecho que asiste a consumidores para acceder a información detallada, clara y oportuna sobre servicio contratado.

Fidel explicó: “es una práctica frecuente de este tipo de instituciones aumentar aranceles, matrículas o cargos por derechos de examen sin avisar con anticipación razonable a alumnos, generándoles graves perjuicios”.

Además, la legisladora agregó: “actualmente, aumentos de universidades no son de 100 o 200 pesos: equivalen a sumas que oscilarían entre 1.000 y 2.000 pesos, y si no son avisados con anticipación razonable, se vuelve muy difícil que alumnos y sus familias acomoden sus economías personales para enfrentar aumentos y, si no pagan en tiempo y forma, el estudiante sufre graves consecuencias como la pérdida de regularidad, que resultaría en que no pueda rendir exámenes o incluso no pueda cursar temporalmente”.

“Es inaceptable que el consumidor, en este caso alumno, sorpresivamente sufra un aumento de varios puntos porcentuales en la tarifa de un servicio del que no puede prescindir fácilmente: eso implicaría perder mucho dinero, tiempo y esfuerzo ya invertidos”, sostuvo.

Finalmente, la diputada comparó: “una situación similar ocurre con prestadoras de medicina prepaga, que ya están obligadas a notificar aumentos con antelación por ser otro servicio del cual es difícil prescindir sin sufrir graves consecuencias”.

Deja una respuesta