Por una ley de Presupuesto Participativo para la Ciudad

La legisladora porteña del Frente para la Victoria (FpV) y presidenta de la Comisión de Descentralización y Participación Ciudadana, María Rosa Muiños, abrió este martes la Jornada de Presupuesto Participativo, con la presencia del intendente de Morón, Lucas Ghi; funcionarios nacionales y legisladores porteños.
“Es el puntapié inicial de una serie de encuentros para que los vecinos se involucren en este tema, ya que en la segunda parte del año realizaremos otro más grande, para presentar una ley de Presupuesto Participativo para la Ciudad”, sostuvo Muiños.
Asimismo, indicó que esta iniciativa “debe ser una construcción colectiva porque cada legislador tiene una visión distinta”, al tiempo que destacó lo “enriquecedor” de las propuestas y experiencias compartidas.
Invitado por la legisladora, el secretario de Relaciones Parlamentarias de la Jefatura de Gabinete de Ministros de la Nación, Oscar González, hizo referencia a la “utilidad y necesidad” de la democracia participativa en tanto política pública. “Los habitantes de la ciudad de Buenos Aires cuentan con una ventaja enorme con respecto a otros distritos porque tienen la estructura desde lo institucional. Es triste que no esté implementada, acá hay una democracia intermitente y lograremos que sea continua, tarea que debe ser alentada desde el Estado”, manifestó.
La jornada estuvo dividida en dos paneles: el primero lo conformaron el intendente Ghi; el presidente del Consejo de Participación Democrática de Avellaneda, Hernán Fernández y Mayán, en representación del intendente, Jorge Ferraresi; el coordinador de Participación Ciudadana y Desarrollo Territorial a cargo del Programa de Presupuesto Participativo de Santo Tomé, Santa Fe, Luis Martínez; y el responsable del Programa Nacional de Presupuesto Participativo, Pablo Caruso, que relataron las experiencias sobre presupuesto participativo vigentes en sus distritos y modo en cómo funciona.
Primero, Lucas Ghi afirmó: “creo en la participación ciudadana y protagonismo popular para un Presupuesto Participativo genuino”, pero “no se puede participar donde no hay información veraz disponible: se debe evitar el desconocimiento de los vecinos”.
Y agregó: “si bien lleva más tiempo y demanda más esfuerzo, la participación da resultados positivos, al tiempo que legitima al propio Estado y al mecanismo de Presupuesto Participativo”.
Por su parte, Caruso explicó: “el Presupuesto Participativo es un mecanismo de participación voluntaria y permanente, que el gobierno delibera y organiza para discutir el presupuesto público, que es una cuestión política porque se determina allí el ingreso y el gasto del Estado. Es una expresión de las relaciones de fuerza al interior de la sociedad y por eso el de la Ciudad no es uno más: es imprescindible que los porteños tengan esta herramienta de igualdad y democracia real”.
A su turno, Fernández y Mayán dijo: “llevar adelante el Presupuesto Participativo en Avellaneda es una voluntad de la gestión porque no tenemos una ley que lo contemple. Una vez que los vecinos se apropiaron de esta herramienta, no permitirán que una nueva gestión retrotraiga la iniciativa porque cada vez más integrantes del distrito participan. En la experiencia actual, la tercera desde que comenzamos, pusimos a consideración de los vecinos el tres por ciento del presupuesto comunal”.
Acto seguido, Martínez, de Santo Tomé, destacó que la Legislatura abra el diálogo a otras localidades y gobiernos porque, “si bien las experiencias difieren en cantidad de habitantes y presupuesto según el distrito, todas las propuestas son progresistas ya que piensan formas de evolución de la democracia”.
La apertura del segundo panel estuvo a cargo de la legisladora del Frente para la Victoria, Paula Penacca que relacionó el Presupuesto Participativo con “un cambio cultural, pero también con voluntad política para democratizar y fomentar la participación de los porteños”.
Esta segunda parte también contó con la participación de los legisladores porteños Gabriel Fuks, del Frente para la Victoria; Susana Rinaldi, del Frente Progresista y Popular; José Cruz Campagnoli, de Nuevo Encuentro; y Paula Oliveto Lago, de la Coalición Cívica, que presentaron proyectos sobre presupuesto participativo para la Ciudad.
En principio, Oliveto Lago dijo venir a cumplir con “un mandato legal que emana de nuestra Constitución y los proyectos dan legalidad a estos instrumentos. Esta Legislatura se debe el Presupuesto Participativo”.
Asimismo, Campagnoli dejó en claro que “el impulso de la participación ciudadana debe estar enmarcado en la necesidad de un Estado consolidado y no en detrimento del mismo. La participación ciudadana y el Estado deben complementarse”.
Finalmente, Fuks admitió que le gustaría “discutir con un mayor grado de sofisticación por parte del Ejecutivo. Porque los comuneros ni siquiera pueden registrarse en una página web para acceder a la información básica como representantes de las comunas. No pueden loggearse para ver cuál es el presupuesto”.
Los paneles fueron coordinados por las comuneras Ondina Fraga (Comuna 6) y Camila Rodríguez (Comuna 15).

Deja una respuesta