Promulgaron la creación de la agencia que remplaza al Renar

El Poder Ejecutivo oficializó esta mañana la creación de la Agencia Nacional de Materiales Controlados (Anmac), que reemplaza al Registro Nacional de Armas (Renar). Lo hizo mediante la publicación del decreto 2205/2015 en el Boletín Oficial con las firmas de la presidenta Cristina Fernández, el jefe de Gabinete Aníbal Fernández y el ministro de Justicia, Julio Alak.

Se trata de una ley que fue iniciativa del secretario general de la Presidencia, Eduardo De Pedro cuando era diputado. Fue sancionada por amplia mayoría en el Senado el 7 de octubre pasado.

La nueva agencia es un ente descentralizado en el ámbito del Ministerio de Justicia y Derechos Humanos de la Nación, con autarquía económica financiera, personería jurídica propia y capacidad de actuación en el ámbito del derecho público y privado.

Entre sus objetivos se destacan la aplicación, control y fiscalización de la Ley Nacional de Armas y Explosivos. La Anmac tendrá a su cargo «el desarrollo de políticas tendientes a reducir el circulante de armas en la sociedad civil y prevenir los efectos de la violencia armada, contemplando la realización de campañas de comunicación pública»; así como también «políticas tendientes a que, con la mayor celeridad, se proceda a la destrucción de los materiales controlados que sean entregados, secuestrados, incautados o decomisados».

Asimismo, deberá colaborar «en la investigación y persecución penal de los delitos relativos a las armas de fuego, municiones y explosivos, asistiendo al trabajo de organismos competentes», entre otros objetivos.

Dentro de sus funciones se destacan «registrar, autorizar, controlar y fiscalizar toda actividad vinculada a la fabricación, comercialización, adquisición, transferencia, traslado, tenencia, portación, uso, entrega, resguardo, destrucción, introducción, salida, importación, tránsito, exportación, secuestros, incautaciones y decomisos; realizada con armas de fuego, municiones, pólvoras, explosivos y afines».

Deja una respuesta