Publicidad engañosa

En la Legislatura porteña, la diputada Lorena Pokoik (FPV) presentó un proyecto para que el gobierno porteño informe por qué inscribe aspirantes para un programa de estudios que no tiene aprobación (finalización del secundario on line). “Presentan un programa educativo con extensión nacional, con títulos de bachiller que, al no tener aprobación del Consejo Federal de Educación, no tienen reconocimiento fuera de la ciudad de Buenos Aires”, enfatizó la legisladora.

“Hay que ser claros, eso no es una política educativa, es una estrategia de marketing”, estimó Pokoik. En el pedido de informes, solicitó al Ejecutivo que presente el programa de contenidos de las asignaturas, licitaciones y pliegos técnicos del software online y modalidades de contratación de la planta docente.

Asimismo, se expresó la diputada Virginia González Gass (PSA en Unen), autora también de un pedido de informes cuyo tratamiento fue rechazado ayer. “Este nuevo grotesco protagonizado por Macri adolece de información sobre la modalidad de cursada y diseño curricular. También, desconoce la existencia de otros programas como Adultos 2000, con instancias de enseñanza presenciales y seguimiento de casos donde sí se promueve el contacto interpersonal.

“Macri comenzó su campaña de cara a las elecciones presidenciales 2015, y una de sus primeras propuestas fue la creación de este cuestionado programa”, concluyó la diputada.

Según funcionarios nacionales, la difusión del programa no autorizado constituiría un caso de “publicidad engañosa”.

Deja una respuesta