Arrancó el debate por la reducción ganancias y Massa sigue sumando aliados para aprobar el proyecto

Finalmente comenzó en Diputados la discusión sobre la reducción de Ganancias. El ministro de Trabajo, la titular de la AFIP y el secretario de Políticas Tributarias participaron del plenario de las comisiones de Presupuesto y de Legislación del Trabajo, donde ayer comenzó a ser analizado el proyecto. Además, el presidente de la cámara baja, Sergio Massa, recibió al sindicalista Pablo Moyano y sigue sumando apoyos para aprobar el proyecto en las próximas semanas.

  • El proyecto legislativo que sube el piso salarial del impuesto a las Ganancias a salarios brutos de $ 150.000, y exceptúa al aguinaldo, incluirá también mayores beneficios a jubilados y pensionados, a las parejas en concubinato y a los contribuyentes de la zona patagónica.

Así las cosas, el proyecto de reforma al impuesto a las Ganancias será retroactivo a enero pasado, con lo cual a los trabajadores que perciben hasta $ 150.000 de salario bruto se les reintegrará la suma que se les descontó en el primer trimestre del año.

Si bien hoy la ley establece que para que jubilados y pensionados puedan acceder al beneficio no puede tener otras entradas de dinero, «la modificación permitirá flexibilizar ese requisito estableciendo un monto mínimo de ingresos», indicaron las fuentes. Así, podrán acceder al beneficio los jubilados que, además del haber, perciben otras rentas.

El análisis de la iniciativa que busca un alivio fiscal para más de un millón de trabajadores se abrirá a las 15 en un plenario de las comisiones de Presupuesto y Hacienda y de Legislación del Trabajo.

Del mismo modo, en materia de parejas en concubinato, si bien en la actualidad la ley habilita deducir al cónyuge, los cambios prevén «ampliar la deducción al concubino, cualquiera fuera el sexo, dándole al proyecto una perspectiva de género», explicaron.

Asimismo, esta deducción será aplicable «para los integrantes de la unión basada en relaciones afectivas de carácter singular, pública, notoria, estable y permanente de dos personas que conviven y comparten un proyecto de vida común, sean del mismo o de diferente sexo».

Por otra parte, se incorpora al proyecto un artículo que mantiene el beneficio del «22% adicional» en la región patagónica pero con una carga tributaria menor que el resto de los contribuyentes, lo que «beneficiará a alrededor de 83.500 empleados y jubilados».

Arrancó el debate:

Por su parte, el ministro de Trabajo, Claudio Moroni, defendió el proyecto de reforma del Impuesto a las Ganancias que busca beneficiar a un millón de trabajadores y aseveró que la «vocación del Gobierno es que el salario real crezca», al exponer ante un plenario de comisiones de la Cámara de Diputados.

Moroni, junto a la titular de la AFIP, Mercedes Marco del Pont; y el secretario de Política Tributaria, Roberto Arias; expusieron en la apertura del debate de la reforma de ganancias ante el plenario de las comisiones de Presupuesto y Hacienda y Legislación del Trabajo.

Al abrir la reunión, el presidente de la comisión de Presupuesto, Carlos Heller -quien conduce el encuentro junto a la titular de la comisión de Trabajo, Vanesa Siley-, anunció para el jueves la participación de especialistas en materia tributaria y para el viernes de dirigentes sindicales.

Heller señaló que hay una «fuerte expectativa en la sociedad» por este proyecto, ya que modificará «de manera importante la situación tributaria de millones de personas» y dijo que acuerdo a los datos que hoy tienen el » 93% ya no quedará alcanzado porque se irá actualizando a medida que aumenten los sueldos».

A su vez, Moroni señaló que «con el mínimo no imponible vigente se llegaba a dos millones de personas alcanzadas por el impuesto y la modificación que se propone permitirá volver a valores históricos, que era de entre el 8 y el 10 por ciento de los trabajadores asalariados».

Igualmente, destacó que «la vocación de este Gobierno es que el salario real crezca» y en ese sentido dijo que el proyecto «está dentro de las políticas que se están llevando adelante para que el salario efectivo real de bolsillo crezca».

Por su parte, el secretario de Política Tributaria, Roberto Arias, señaló que «se trata de una reforma que es sustentable, progresiva y que mantiene los criterios de equidad que nosotros priorizamos para promover un sistema que ayude a un desarrollo armónico del país».

«Nosotros vemos necesario volver a que la proporción de trabajadores que pagan impuesto a las ganancias sea razonable, por eso estamos de acuerdo con la propuesta que se presentó y con la que estuvimos trabajando desde el Ministerio de Economía», apuntó Arias.

El secretario agregó que «básicamente es establecer un nuevo piso a través de un mecanismo más simple para que las personas que ganan hasta 150 mil pesos brutos no paguen ganancias».

Arias también señaló que el costo fiscal «será de 41.250 millones de pesos, que es dinero que se va a volcar al consumo».

El funcionario del Palacio de Hacienda destacó, además, que los trabajadores que cobran hasta $150.000 brutos tendrán otros beneficios, que incluyen no pagar ganancias por el aguinaldo y que se permitirá deducir al concubino cuando hasta ahora «solo se permitía al cónyuge».

Sobre el pedido de la diputada del Frente de Todos, Lucia Corpacci, para que las horas extras del personal de salud no paguen ganancias, Moroni señaló que se otorgó un bono para el personal de salud «para corregir afectaciones o situaciones de estrés, como las que están pasando ahora».

Desde la Juntos por el Cambio, la diputada radical Soledad Carrizo (Córdoba) planteó el tema de los fallos existentes para que los jubilados no paguen ganancias y su compañero de la UCR Luis Pastori planteó que «es injusto que un jubilado que pague Bienes Personales no va a tener acceso al beneficio de descuento de Ganancias, en comparación a un trabajador en relación de dependencia que pague BBPP y perciba el mismo monto».

Los funcionarios señalaron que ambas cuestiones exceden el alcance del proyecto en estudio en la Cámara baja.

Por su parte, el vicepresidente de la comisión de Presupuesto, Luciano Laspina (PRO), pidió que se un informe a la Oficina de Presupuesto para «tener una evaluación del costo fiscal que sea técnica e independiente» ya que el proyecto sufrió modificaciones «y no tenemos idea del costo fiscal».

También pidió que la reforma alcance a los autónomos, ya que «ganan lo mismo que un trabajador que cobra hasta 150 mil pesos pero va a tener ningún beneficio con lo cual tenemos que corregir este criterio».

Desde la izquierda el diputado Nicolás del Caño preguntó sobre la posibilidad de que el beneficio que genera este proyecto se diluya con los aumentos salariales que surjan de las paritarias.

Por su parte, la titular de la Administración Federal de Ingresos Públicos aseguró que el proyecto de reforma del monotributo permitirá aliviar «la carga de los contribuyentes que son excluidos del régimen y que al pasar a ser autónomos acumulan deudas fiscales muy difíciles de afrontar».

«Las modificaciones propuestas por el Poder Ejecutivo apuntan a armonizar la transición entre el Régimen Simplificado para Pequeños Contribuyentes (RS) y el Régimen General (RG), tanto en términos administrativos como en los montos de las obligaciones que deben afrontar los monotributistas», explicó

Durante su intervención, la titular de la AFIP identificó tres grandes grupos de beneficiarios del proyecto de ley.

En primer lugar, «a todos los monotributistas porque establece un régimen permanente que hace menos gravoso pasar del Régimen Simplificado al Régimen General», dijo.

Añadió que en segundo lugar «ofrece un alivio para aquellos monotributistas que hubieran sido excluidos de este impuesto durante 2020 y se los ‘perdona’ por única vez y, finalmente, «al Estado, ya que la administración tributaria va a disponer de mucha más información sobre las operaciones entre monotributistas y responsables inscriptos de IVA, porque se incrementa el control por oposición».

«Estamos trabajando con otras áreas para ver cómo el monotributo vuelve a ser una forma de inclusión tributaria y financiera dentro de un segmento muy marginado de la economía popular», dijo la funcionaria al referirse a las modificaciones que evalúa el Gobierno.

Por último, se conoció que el presidente de la cámara, Sergio Massa,  recibió en una reunión  en el Congreso a Pablo Moyano y al Frente Sindical para analizar el proyecto de alivio fiscal de Ganancias. El presidente de la Cámara baja estuvo acompañado por los diputados Máximo Kirchner, Cecilia Moreau, Carlos Heller, Vanesa Silley, Facundo Moyano, Walter Correa y Daniela Vilar.

Deja una respuesta