Gabriela Burgos, diputada en el Congreso de la nación, admitió a la prensa que desde el oficialismo buscarán reflotar en el parlamento el proyecyo de juicio en ausencia por el caso AMIA, que en pocos días se cumplen 25 años del atetado terrorista, aún sin justicia.

_____________________________

A pocos días de cumplirse el aniversario número 25 del ataque terrorista contra la AMIA, el Gobierno de Mauricio Macri busca reflotar en el Congreso el proyecto de juicio en ausencia, una herramienta que permitiría juzgar y condenar a exfuncionarios iraníes acusados de colaborar con el ataque, que el 18 de julio de 1994 dejó como saldo 85 muertos y más de 300 heridos.

“Vamos a avanzar con el proyecto en los próximos días. Hay un buen nivel de consenso para dictaminar”, declaró a la prensa la presidenta de la Comisión de Legislación Penal, Gabriela Burgos (UCR), si bien reconoció las dificultades para convocar a una reunión a poco del receso invernal y en medio de la campaña electoral para las PASO.

Sobre el tema hay varios proyectos, presentados por los macristas Daniel Lipovetzky, Pablo Tonelli y Jorge Enriquez, y el radical Luis Petri; además de otra iniciativa impulsada desde el Senado por el chubutense Mario Pais, que en 2017 contó con acompañamiento de Cambiemos.

La semana pasada, la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, recibió a Burgos y Lipovetzky para reimpulsar el debate en el Congreso.

La ley es apoyada también por el ministro de Justicia, Germán Garavano, y busca reglamentar el juicio en ausencia para delitos graves como el genocidio, los crímenes de guerra y los delitos de lesa humanidad, y también para los casos de delitos perpetrados por el crimen organizado, como el narcotráfico.

En el marco de la causa por el atentado a la AMIA, la reforma que permitiría juzgar y condenar a los iraníes involucrados,  es respaldada por la DAIA y rechazada por los familiares nucleados en APEMIA, Memoria Activa y la propia AMIA.

Compartinos: