Entrevista| Diputada Ximena García: «El Kirchnerismo siempre tiene una respuesta para reconvertirse y disfrazarse de otra cosa que les permita correrse de la responsabilidad»

Un año antes de su nacimiento, en agosto de 1988, Ricardo Alfonsín lanzaba el “Plan Primavera”, un plan económico concebido para contener la inflación. Todavía existía un ápice de esperanza para creer en el Gobierno Radical que había devuelto la democracia al país.

Pero la realidad que vivía Argentina cuando Ximena García veía la luz por vez primera, era diferente. Los crecientes problemas económicos, conflictos con líderes sindicales, retirada de apoyo de empresarios y el temor a una nueva intentona de militar como carapintadas, fueron un puñado de las circunstancias que hicieron doblegar al Gobierno radical, dando paso al inicio del Menemismo.

En ese contexto social inestable, en ese entrar a los nefastos años 90, en esa “reducción criminal del Estado” vivió y creció la joven Ximena.  Acaso fue la experiencia de ese “nuevo” mundo el que la llevaría, en su adolescencia, a formar parte del movimiento estudiantil Franja Morada. Donde llegaría a ser Presidenta del Centro de Estudiantes, Consejera Directiva y Consejera Superior.

De profesión abogada, docente de la cátedra de Derecho Constitucional, el destino quiso que el  27 de Octubre de 2019 fuera electa Diputada de la Nación en representación de la provincia de Santa Fe, jurando el 04 de diciembre de 2019 por 4 años.

Es con Ximena García con quien dialogamos en NCN, en una charla que intenta escapar de los temas coyunturales para inmiscuirse en aquellos tópicos estratégicos que el país afronta y son tan necesarios, como escasamente discutidos en profundidad.

Uno de ellos es, sin dudas, el que refiere a los Biocombustibles y la reciente aprobación por parte del Senado de la Ley que da un nuevo marco regulatorio. Éste es entonces el punto de partida de su análisis.

“Es interesante ver como el mismo Gobierno cambia una política de estado que defendió durante quince años. Digo esto porque debemos recordar que fue durante el mandato de Néstor Kirchner que se estableció la anterior Ley de Biocombustible, cuya prorroga nunca fue tratada en Diputados y que derivó en un nuevo Proyecto” explica García.

“Entre los cambios sustanciales de aquella Ley y la nueva, esta el tema del corte mínimo obligatorio de 12% de bioetanol y una eventual reducción al 9% con la nafta, mientras que para el gasoil el corte mínimo del biodiésel será de un 5%, con una eventual reducción al 3%. En el caso de la caña de azúcar, deberá contemplar un mínimo de 6% de mezcla obligatoria” analiza.

“Objetivamente esto implica un retroceso en el desarrollo de las energías renovables” reflexiona García agregando que “la decisión atenta contra el principio de progresividad establecido en la Ley general del Ambiente y contra los compromisos internacionales asumidos, como el Acuerdo de París donde varios países, entre ellos Argentinas, se comprometieron a bajar la emisión de gases de efecto invernadero de cara al 2030”.

La Diputada entiende que el cambio de postura del Gobierno, en cuanto a la política que regula a los biocombustibles, se debe a un “un lobby petrolero muy fuerte en donde las refinerías van a poder incumplir con el corte; además otro objetivo es, claramente, la intención de concentrar el mercado, todo esto atenta con el trabajo de las pequeñas y medias plantas productoras, porque van a terminar siendo expulsadas del mercado dado que no tendrán competitividad”.

“Existe incluso una cuestión clave: la intención del Kirchnerismo de someter al sector productivo, como lo hizo con otros temas como la prohibición a las exportaciones o las retenciones agrarias” sentencia.

Otros de los temas que aborda el dialogo con la Diputada García, es la decisión de dejar la Hidrovía Paraná-Paraguay en manos del Estado argentino durante el plazo un año.

Vale recordar que, a través de un DNU, se le otorga a la Administración General de Puertos (AGP)  la concesión de las operaciones para el mantenimiento del sistema de señalización, tareas de dragado y control hidrológico de la Vía Navegable Troncal.

“En este punto es importante destacar que desde Juntos por el Cambio no nos oponemos al control Estatal de lo que implica la puerta de entrada del 80% del comercio exterior, sino que nos preocupa que sea el Kirchnerismo el que lo maneje” explica.

“Porque resulta que el mantenimiento del sistema de señalización, las tareas de dragado y el correspondiente control hidrológico de la vía, serán transferidas por contratación directa a privados porque el Estado no tiene la capacidad para hacerse cargo, entonces solamente tendrá control, nada mas y nada menos, sobre el cobro del peaje naviero cuyas cifras son millonarias” argumenta.

“En este inciso es donde nos oponemos, sobre todo considerando que quienes estarán a cargo son funcionarios imputados en causa de corrupción, lo que me permite dudar de la transparencia de muchos de ellos, porque es conocido su mal manejo o la malversación de caudales públicos, e incluso la falta de honestidad en la administración de recursos que tienen” añade.

García sostiene que la propuesta del bloque opositor es la de “constituir un Organismo de Control público-privado que controle, no solo durante este año de vigencia del DNU el cobro de los peajes, sino incluso después cuando se termine dando la concesión a un privado”.

“Lo que tratamos es de tener una idea superadora en la puja de intereses, entre el sector privado y el propio Estado Nacional” sentencia.

Sus raíces en Santa Fe hacen casi inevitable que tenga una mirada Federalista de la Argentina,  y en éste punto, tanto la ausencia de una Ley de Coparticipación como el manejo de los recursos naturales de las provincias, son dos ejes fundamentales que ameritan su análisis.

En cuanto a la tan ansiada y demorada Ley que regule el marco de distribución ecuánime de los recursos fiscales, García, sostiene que “es un tema complejo puesto que implica un debate y un acuerdo general que no se está pudiendo lograr”.

“Las Provincias no quieren sacrificar sus recursos y entonces seguimos bajo una ley del año 1987, donde al final terminamos repartiendo gran parte de esos  fondos de manera discrecional, basados en cuan buena o mala es la relación del Gobierno provincial con el Gobierno Nacional. En otro sentido tenemos Provincias que hacen un aporte importante al PBI que no son recompensadas respecto de otras, que solo dependen de la coparticipación y no realizan ningún esfuerzo para ser más competitivas, ya que tienen asegurado el pago de un piso de esos recursos” esgrime.

En relación a la falta de poder que algunas Provincias tienen respecto a capitales privados (NR: como el caso de las que viven de la minería y quedan a merced de la imposiciones de Empresas extranjeras) entiende que es menester “saber que lo que pasas en cada jurisdicción repercute en el país todo y en el mundo, porque en temas de cuidados ambientales los límites geográficos no aplican, son solos referencias consensuadas, pero que no evita la propagación de contaminación que pueda afectar al medio ambiente” razona García.

“Creo que, en una mirada general, tenemos que ir hacia un Federalismo de concertación, en donde tanto las Provincias como el Gobierno Nacional, se pongan de acuerdo, en cada una de las tomas de decisiones” reflexiona.

Sobre el cierre la Diputada correligionaria interpela el accionar del frente oficialista: “No se puede creer como el Kirchnerismo repite, constantemente, el mismo relato una y otra vez. Han sido quienes gobernaron la mayor cantidad de años, desde la vuelta de la democracia, y cada vez que regresan al poder hacen de su vuelta una refundación de la República, cuando fueron ellos los que más estuvieron al mando del Estado”.

“No se hacen cargo de las errores, de sus equivocaciones, de la cantidad de años que estuvieron en el Gobierno, siempre tienen una respuesta para reconvertirse y disfrazarse de otra cosa que les permita correrse de la responsabilidad”.

“Creo que estamos viviendo un momento muy grave en Argentina, una crisis económica descomunal, con desempleo, menos fuentes laborales, con empresas en peligro de cierre, con una pobreza angustiante y una crisis sanitaria que todos conocemos, no podemos desconcentrarnos o perder energías en la construcción del relato” explica.

Acaso las próximas elecciones Legislativa son, para García, un faro que puede significar un cambio a la realidad que describe: “Es una nueva oportunidad para ampliar nuestra representatividad (refiere a Junto por el Cambio). Tenemos que hacer sinergia para construir juntos el futuro, es necesario generar una transformación de todo lo negativo que nos pasa en positivo, que nos permita alcanzar el futuro en el que soñamos. Argentina va a ser ese país que soñaron nuestros abuelos, un país de prosperidad de progreso, con oportunidades para todos para que podamos dejar de ver Ezeiza como una alternativa”.

 

Para NCN por Federico Addisi

Deja una respuesta