Parrilli tuvo un duro discurso contra Trump, la embajada de EE.UU. y el macrismo

El senador nacional del Frente de Todos, Oscar Parrilli, vinculó al embajador estadounidense Edgar Prado con «la mesa judicial» del macrismo. En una cuestión de privilegio al comienzo de la sesión, el legislador neuquino fustigó declaraciones del diplomático, considerando que «es coherente con el gobierno que representa, que emplea una política racista y anti-derechos humanos». Además, también arremetió contra Donald Trump.

El senador nacional Oscar Parrilli (Frente de Todos) deslizó que el embajador de los Estados Unidos en la Argentina, Edward Prado, podría haber formado parte de la llamada «Mesa Judicial» señalada como responsable de una campaña para perseguir opositores durante el gobierno de Mauricio Macri.

«Prado llegó a este país en mayo de 2018. Sin duda se sintió muy cómodo con el presidente Macri y habría que ver si no formaba parte de esa Mesa Judicial», afirmó Parrilli durante una cuestión de privilegio que planteó al inicio de la sesión especial de ayer 03/09 por la tarde.

El senador apuntó que, durante una reunión con un grupo de abogados realizada la semana pasada, Prado dijo que era «indispensable tener un sistema de justicia transparente y justo» y que «atacar a un juez es atacar a todo el sistema judicial».

«Esto atenta contra las relaciones de respeto que el presidente Alberto Fernández tiene con el gobierno de los Estados Unidos», expresó.

  • El senador neuquino agregó que en el gobierno de Macri «tenía amigos, como el ministro de Justicia de ese momento (Germán Garavano), el fiscal (Carlos) Stornelli o el juez (Claudio) Bonadio que concurrían cada 4 de julio a celebrar la independencia de los Estados Unidos y a rendirles pleitesía».

«Llama la atención que esa justicia que él dijo que venía a ayudar a mejorar terminó en Naciones Unidas denunciada por intromisión del Ejecutivo en temas judiciales», acusó.

Además, aseguró que el trabajo de Prado en la Argentina «es coherente con el gobierno que representa» al indicar que la administración del presidente Donald Trump «emplea una política racista y anti-derechos humanos».

«Evidentemente si este embajador de Trump vino a ayudar hizo mucho daño y la verdad que lo que mejor debería hacer es callarse la boca e inmiscuirse en los asuntos internos de la Argentina», sentenció Parrilli.

Parrilli apuntó también contra el mismísimo Donald Trump y lo usó como argumento para pedirle a Prado que no hable de la Justicia en Argentina.

  • «Está representando a un presidente, como Trump, que ha apoyado la violencia policial, que apoya a los civiles que masacran en manifestaciones, que han matado gente, que acusado a los demócratas de hacer fraude«, disparó.

Y siguió: «Se ha caracterizado ese presidente Trump por una política racista, por una política anti-derechos humanos en todo el mundo, no respetándola y que lo último que ha terminado de hacer, ha descubierto que Estados Unidos está lleno de terroristas, porque ha dicho que los opositores son terroristas».

Deja una respuesta