BS.AS. – JxC denuncia el uso político de una escuela en Moron

Tras el escándalo de la “cocaína de a poquito” y la venta de drogas en el colegio Chacabuco, ahora el Intendente Lucas Ghi y el responsable de ACUMAR, Martín Sabbatella usaron un colegio para hacer un acto con 1500 militantes de Nuevo Encuentro mientras se realizaban actividades con alumnos.

El pasado 2 de Julio la fuerza kirchnerista Nuevo Encuentro copó el Colegio Emaús de El Palomar con un plenario militante y llenó de sus banderas partidarias la institución educativa. El Bloque de Concejales de JxC presentó un repudio por la violación de todas las normas: el uso político de las escuelas está prohibido por la Resolución 07/2017 de la Dirección General de Cultura y Educación.*

Al respecto, el presidente de Bloque Francisco Mones Ruiz, afirmó que “no se puede usar un colegio par actos partidarios. Tuvieron las escuelas cerradas dos años y lo primero que hacen es abrirlas para hacer actos, perdieron hasta es una vergüenza”. Y agregó que “venimos de tener escuelas sin estufas, de conflicto por venta de drogas en el colegio Chacabuco, hay graves problemas de calidad y deserción educativa, pero a Lucas Ghi y Sabbatella sólo le interesan las escuelas para hacer proselitismo”.

Desde Juntos por el Cambio recordaron que “las escuelas fueron, son y serán por excelencia un ámbito para educar y formar a las personas, libres de pensamiento y opinión. Nunca para adoctrinar. Basta de usar las escuelas”.

Por su parte, el legislador provincial de la Coalición Cívica, Luciano Bugallo, repudió el hecho y expresó que “acompañamos el pedido de los concejales y por eso vamos a ir a fondo hasta averiguar quien autorizó este acto político de La Campora en una institución educativa pública, cuando está expresamente prohibido este tipo de eventos en las escuelas”. Y exigió que se tomen medidas desde la Dirección de Cultura y Educación de la Provincia “para sancionar a los responsables de permitir el adoctrinamiento de los alumnos con propaganda politica”, concluyó.