El Cámara de Diputados pondrá en discusión la exclusión al diputado nacional Julio De Vido amparándose en el articulo 66 de la Constitución Nacional. El oficialismo no tiene el número para conseguir los dos tercios requeridos pero confía en sacar provecho político de la exposición de «la corrupción kirchnerista».

Son cuatro los proyectos presentados, de los cuales tres pertenecen al interbloque cambiemos en los que fundamentan la expulsión basándose en la «inhabilidad moral», según el artículo 66 de la Constitución Nacional.  Este martes, la comisión de Asuntos Constitucionales, presidida por el diputado Pablo Tonelli, dio despacho al proyecto de la diputada Elisa Carrió, que fue acompañado por los bloques del PRO, UCR, Coalición Cívica y parte de los diputados del bloque Justicialista.

Al fundamentar la decisión, el diputado de la UCR y presidente del interbloque Cambiemos, Mario Negri, afirmó que “no se trata de persecuciones personales; lo que se juzga es el grado de responsabilidad política”.

Entre los argumentos del pedido de expulsión, la diputada del PRO Silvia Lospennato sostuvo que hay fundamento en el artículo 66 de la Constitución Nacional y destacó: «Esta es una facultad constitucional absolutamente válida, no es inconstitucional. Quien opine lo contrario, que lo fundamente con doctrina».

En ese sentido. la diputada radical Karina Banfi destacó: «Tenemos que tener muy claro que nos estamos amparando en el artículo 66 de la Constitución. El artículo 197 del reglamento (de la Cámara) establece que el voto es por sí o por no; no se van a aceptar abstenciones. Una abstención es ser cómplice de De Vido», afirmó.

Además, advirtió que «no serán aceptada las abstenciones» en la votación de este miércoles y agregó: «El que se abstiene, vota a favor de De Vido».

DISIDENCIAS

Desde una posición contraria a la del oficialismo, la vicepresidenta de la comisión de Asuntos Constitucionales, la diputada del FpV Diana Conti, afirmó que “si hiciéramos un debate más desapasionado de la Constitución Nacional, nos daríamos cuenta de que este debate es nulo, es inconstitucional”. Y al dejar presentado un dictamen propio, sostuvo que “sólo la condena penal puede fundamentar este accionar de la comisión”.

Por su parte, la presidenta del Bloque Federal Unidos por una Nueva Argentina, la diputada Graciela Camaño, anunció que el Frente Renovador irá al recinto con un dictamen propio para pedir la exclusión del diputado De Vido e insistirá, además, con el pedido de desafuero a los diputados de su bloque, que formularon una renuncia pública a la conservación de sus fueros.

Por ese espacio político, el diputado Juan Brügge argumentó que «no estamos tomando ninguna medida antidemocrática ni anticonstitucional. Estamos frente a la causal de indignidad, por eso proponemos la exclusión de De Vido».

Juan Carlos Giordano, diputado de la Izquierda socialista, sostuvo que «se hace un uso electoral al decir que la izquierda quiere salvar a De Vido. Nos vamos a abstener y vamos a seguir defendiendo nuestra postura», adelantó. Y opinó que “De Vido ya debería estar preso; hay que sacarle los fueros. Sin embargo, no nos vamos a prestar a las maniobras del oficialismo”.

Cabe destacar que el cuarto intermedio de la reunión de comisión fue dispuesto con el propósito de que De Vido efectúe su descargo. «El diputado fue debidamente notificado el pasado jueves mediante una convocatoria a participar de esta reunión y efectuar su descargo; no obstante, al momento de la reunión, el legislador no ha manifestado voluntad de participar ni se expresó al respecto», informó Tonelli en relación a la ausencia de De Vido.

Compartinos: