«La Bombonera» es de interés deportivo, turístico y cultural de la Ciudad

Por unanimidad, los legisladores apoyaron la iniciativa del actual vicepresidente de Boca Juniors, el diputado porteño Oscar Moscariello(Pro). «Junto con el Puente Transbordador Nicolás Avellaneda y Caminito, integran el patrimonio urbanístico de La Boca», dijo el legislador.

Los diputados Oscar Moscariello -actual vicepresidente de la entidad boquense- y Enzo Pagani (Pro), fundamentaron que la declaración «reconoce el interés social e importancia de su funcionamiento, como parte de las políticas publicas de la Ciudad de Buenos Aires para la recuperación y desarrollo de La Boca».
En los fundamentos del proyecto, refiere que «El Estadio del Club Atlético Boca Juniors -afirman- es sin dudas una parte inseparable del barrio y uno de los pocos lugares inyectar a la zona cierta movilidad frente a un entorno que se deterioraba constantemente. La Bombonera, con sus mas de 50.000 espectadores que asisten a los partidos, eventos artísticos y musicales o el “Museo de la Pasión Boquense” moviliza a miles de personas, como polo de atracción turística sumando crecimiento para La Boca».

Historia del estadio

La primera cancha estuvo en terrenos de la Dársena Sud, en cercanías de las desaparecidas “Carboneras de Wilson e Hijos”, sobre Garay y Dársena Sud. Allí Boca Juniors disputó sus encuentros oficiales en la Segunda División del fútbol argentino, a partir de 1908 hasta 1912.

En 1913 hizo de local en cancha de Estudiantes de Buenos Aires que hoy es Libertador y Fray Justo Santa María de Oro, Palermo. En 1914 y hasta 1915 mudó a Wilde -Avellaneda-, en Las Flores y Acceso Sudeste.

Desde 1916 hasta 1924 estuvo en Ministro Brin, Senguel -hoy Benito Pérez Galdós-, Caboto y Tunuyán -hoy Blanes- en La Boca. En octubre de 1922, comienza la construcción de un nuevo estadio sobre la base de tribunas con tablones de madera, en el predio que actualmente ocupa el Club en Brandsen, Del Crucero -hoy Del Valle Iberlucea-, Aristóbulo del Valle y vías del Ferrocarril Sud -hoy Ferrocarril Roca- cercanos a la Estación de Cargas “Casa Amarilla”. Se inaugura a mediados de 1924. Boca Juniors jugó su último partido en su cancha de madera el domingo 10 de abril de 1938. Parte de los tablones forman las tribunas del actual estadio de Ferro Carril Oeste en Caballito, donde Boca Juniors actuó como local mientras se construía la gloriosa “Bombonera”.

Hacia 1937 la comisión directiva del presidente Dr. Camilo Cichero organizó un concurso para la construcción de un nuevo y definitivo estadio. El diseño ganador fue del arquitecto esloveno Viktor Sul?i?, que, con el geómetra Raúl Bes e ingeniero José Luis Delpini integraban el estudio Delpini-Sulcic-Bes, también responsables del famoso Mercado de Abasto de Buenos Aires. El terreno asignado fue un cuadrilátero irregular de 114 m. de ancho por 187 m. de largo, como medidas medias; de modo que uno de los mayores méritos del proyecto fue realizar el diseño acorde con el escaso espacio disponible, una de las características fundamentales de La Bombonera, aunque originalmente estaba contemplada una cuarta tribuna, que hasta el momento no se edificó.

El 18 de febrero de 1938 se colocó la piedra fundamental en presencia del presidente Agustín Pedro Justo y el 25 de mayo de 1940 se inauguró oficialmente “La Bombonera” bajo la presidencia de Eduardo Sánchez Terrero con un partido ante San Lorenzo de Almagro. El nuevo Estadio era algo diferente al actual, ya que aún no poseía la tercera bandeja ni la tribuna “Natalio Pescia”. En 1951 se construyó el tercer piso y con apoyo económico del Estado, se completó el aspecto con el agregado de la tercera bandeja a las tres tribunas existentes. La iluminación artificial fue inaugurada el 12 de febrero de 1953. Debió ser reparado en forma integral en los ´80. En 1996 fueron demolidos los antiguos palcos que daban a Del Valle Iberlucea, reemplazándolos por una pequeña tribuna donde se construyeron los nuevos palcos, esta vez de estructura metálica.

Los diarios ingleses «The Observer» y «The Sun» escribieron que ir a La Bombonera a ver Boca Juniors y River Plate, los dos clubes de fútbol más populares de Argentina, es “la experiencia deportiva más intensa del mundo” y “número uno entre los 50 espectáculos deportivos para ver antes de morir”.

Deja una respuesta