15 de junio de 2024

NCN

Para que el ciudadano tenga el control.

Fórmula jubilatoria: los bloques de la oposición lograron aprobar la media sanción en Diputados

La Cámara de Diputados aprobó este martes la nueva fórmula jubilatoria luego de que los bloques opositores consiguieran el quórum reglamentario y llegaron a un acuerdo para unificar los proyectos. Durante la jornada, la oposición dialoguista y el peronismo aproximaron sus posiciones para consensuar un dictamen único que se diferencia en varios puntos de la última fórmula aprobada por el oficialismo. Los acercamientos entre legisladores de distintos bloques de la oposición (incluyendo a Unión por la Patria, el radicalismo, la Coalición Cívica, Hacemos Coalición Federal e Innovación Federal) abrieron la puerta para la media sanción de la nueva fórmula.

Después de casi 14 horas de sesión, la iniciativa, que surgió a partir de la unificación entre las propuestas del kirchnerismo, la UCR, Hacemos Coalición Federal y la Coalición Cívica, cosechó 160 votos positivos, 72 rechazos y ocho abstenciones.

Mientras los diputados nacionales de distintos bloques desarrollaban sus exposiciones en torno al debate sobre una nueva fórmula de movilidad jubilatoria, detrás de las cortinas del recinto los líderes de los principales bloques opositores sellaron el acuerdo.

“Si seguíamos apuntándonos con una pistola para ver cuál de los dos dictámenes salía, nos íbamos a quedar sin nada. Por suerte logramos una diagonal que permite sintetizar en un punto medio las propuestas”, sostuvo un diputado nacional que intervino en las negociaciones en diálogo con los medios acreditados, entre ellos Noticias Argentinas.

Superada la votación en general, el presidente del bloque de Hacemos Coalición Federal, Miguel Pichetto, propuso eliminar del dictamen el artículo 11 que establecía la supresión de los regímenes jubilatorios de privilegio para presidentes y vicepresidentes.

La votación culminó con 109 afirmativos, 111 negativos y 15 abstenciones, por lo que el artículo se cayó con el apoyo de Unión por la Patria y Hacemos, en tanto que la Coalición Cívica, el Frente de Izquierda y un sector de la UCR se abstuvieron. La Libertad Avanza, el PRO y el grueso de la UCR votaron para que se mantuviera ese artículo, pero no les alcanzó.

El proyecto opositor para la nueva fórmula jubilatoria

Esta iniciativa apoyada por diputados del kirchnerismo y la llamada oposición dialoguista busca impulsar una fórmula distinta a la que dispuso el Ejecutivo en el Decreto de Necesidad y Urgencia 274/2024, con una suba adicional del 8% de los haberes en función de la notable pérdida del poder adquisitivo por el pico de inflación registrado en enero.

A través de dicho decreto, Javier Milei autorizó una recomposición de los haberes del 12,5%, mientras que la inflación de enero alcanzó un valor del 20,6%.

Frente a esto, en el recinto hubo acercamientos entre diputados del radicalismo, Unión por la Patria y la izquierda, quienes coincidieron en la necesidad de instrumentar este adicional del 8%.

La propuesta generó rechazo en el oficialismo y los legisladores aliados del PRO, con énfasis en el impacto fiscal de estos aumentos (0,4% del PBI). Desde esta óptica, la diputada María Eugenia Vidal cargó contra el kirchnerismo por haber autorizado en los últimos años el ingreso de 4 millones de personas «sin aportes» al sistema previsional.

Por otro lado, los bloques llamados ‘dialoguistas’ y UxP trabajan en la definición de una nueva fórmula jubilatoria que se actualice teniendo en cuenta no solo la inflación mensual, sino también la variable de Remuneración Imponible Promedio de los Trabajadores Estables (RIPTE).

Con esta resolución, se busca que en marzo de cada año los jubilados reciban un plus que se calcula a partir de la evolución del índice de salarios: si este supera la inflación, habría una recomposición equivalente al 50% de la diferencia, lo cual evitaría que el IPC se convierta en el tope de los haberes.

Diferencias en lo referido al nuevo piso de los haberes

Otro de las discusiones más relevantes en Diputados se vincula con la fijación de un nuevo piso de los haberes: la oposición presiona al oficialismo para que este valor no caiga por debajo de la estimación de la canasta básica de adulto mayor, la cual se calculó en $250.286 por mes.

Este punto genera discrepancias incluso dentro de la oposición, ya que el kirchnerismo insiste en que el haber mínimo jubilatorio debería fijarse a partir del 1,2 de la canasta mencionada.

No obstante, el eje central de las discusiones en el Parlamento se trasladó al proyecto que impulsan legisladores del radicalismo, Hacemos Coalición Federal e Innovación Federal, quienes proponen avanzar con una cláusula que habilite el pago de las deudas de la Nación con las provincias cuyos sistemas previsionales no fueron transferidos al Estado Nacional.

Este grupo opositor también se hizo hincapié en el cumplimiento de las resoluciones judiciales que resultaron favorables a los adultos mayores. Los firmantes del dictamen plantearon un esquema de financiamiento con activos del Fondo de Garantía de Sustentabilidad (FGS), una propuesta que no fue acompañada por el bloque de Unión por la Patria y dio lugar a un punto de conflicto en las negociaciones parlamentarias.

La oposición alcanzó el quórum

Con horario de comienzo a las 11:30 y la presencia de 140 diputados que fueron aportados por Unión pro la Patria, la UCR, Hacemos Coalición Federal, Coalición Cívica, Innovación Federal y el Frente de Izquierda, la oposición finalmente consiguió los avales para discutir una nueva fórmula.