Soledad Carrizo lleva al Congreso la pretension de promoción y fomento de la industria del mani

“Desde hace un tiempo, junto al sector manisero de Córdoba estamos ahunando esfuerzos y trabajando en un proyecto de ley nacional de promoción y fomento a la industria del maní. Con esto intentamos que se reconozca al maní como una economía regional que lo saque del régimen de la ley de granos 21.453 en la cual se le otorga el mismo tratamiento que a las commodities y el maní es un producto diferenciado, industrializado y elaborado con un gran contenido de valor agregado”.
“Además, estamos trabajando en la creación del Fondo Nacional del Maní con el objeto de apoyar la investigación científica de modo que permita desarrollar un salto tecnológico que aumente la productividad y la competitividad del sector, destinando para ello parte de los impuestos que el sector paga”, de esta manera Soledad Carrizo explicaba los motivos que motivaron hoy la reunión que mantuvieron en la Comisión de Economía y Desarrollo Regional, los legisladores nacionales con el sector manisero de la provincia de Córdoba.
En este sentido, Carrizo explicó que ambas pretensiones,”se fundan en el hecho de que el maní no constituye un grano primario ni una commodity como erróneamente se lo considera sino una manufactura elaborada para consumo alimentario con un importante componente de valor agregado”. Sumado a ello, sus componentes productivos permiten su configuración como una economía regional, entendiendo a esta como toda actividad productiva desarrollado en una zona geográfica determinada o particularmente considerada a través de la utilización de materias primas locales o zonales, esto es, originarias de dicho lugar y cuya producción está anclada a un proceso de identidad histórico cultural que lo hace reconocido ampliamente en el país; pero sin decirlo expresamente.
“Son muchos los pueblos rurales de Córdoba que sostienen sus economías gracias a la agroindustria manisera como única fuente significativa de empleo. Varias localidades del interior de la Provincia de Córdoba sostienen sus economías gracias a la agroindustria manisera como única fuente significativa de empleo, entre las que se encuentran Río Segundo, Hernando, General Deheza, General Cabrera, Charras, Las Perdices, Ticino, Pasco, La Laguna, Santa Eufemia, La Carlota, Alejandro Roca, Dalmacio Vélez, Carnerillo, Las Junturas, y otras 15 localidades”, amplió.
“Finalmente es importante mencionar el papel casi vital que cada empresa tiene en la vida de su comunidad ayudando a sostener el funcionamiento de escuelas, policía, bomberos, hospitales y consorcios camineros lo que permite una alta retención de los jóvenes en la zona de origen con un óptimo nivel de escolarización”, concluyó Soledad Carrizo.
Participaron de la reunión además de la Diputada Nacional Soledad Carrizo, la presidente de la comision mencionada Diputada Myrian Juarez; juan Carlos Novaira, Presidente de la Camara del Mani y el Intendente de Hernando el Lic. Gustavo Bottasso.

Datos importantes para destacar

I- Breve contexto del escenario manisero
El Sector Agroindustrial Manisero (SAM) está radicado principalmente en la Provincia de Córdoba y constituye una economía regional emblemática para la Provincia, dedicada casi exclusivamente a la exportación, ya que exporta el 95% de su producción local (año 2014).
En cuanto a la producción nacional, la exportación alcanza el 80% de su producción desplazando a China y a Estados Unidos y consolidándose como el mayor exportador mundial de maní.

Tal concentración productiva ha impulsado la aparición de un cluster en departamentos del centro-sur provincial, dada por proximidad geográfica, red, especialización e innovación. El mismo engloba a productores primarios; pequeños, medianos y grandes industriales; proveedores de insumos; y una serie de eficientes instituciones de apoyo.
El SAM está compuesto por PyMES y cooperativas de capitales nacionales y de forma muy minoritaria por empresas de capitales extranjeros radicadas en nuestro país desde hace muchos años que hacia el año 2014 involucraba cerca de 12.000 puestos de trabajo en localidades del interior.

II- Organización del Cluster Manisero y la cámara argentina del maní
A diferencia del resto de los sectores agropecuarios, los colonos maniseros están asociados en cooperativas, las que a su vez, poseen sus propias plantas industriales y sus propias operaciones de exportación; o bien mantienen convenios asociativos con las empresas industriales.

El Cluster Manisero Argentino se encuentra representado en el accionar de la Cámara Argentina del Maní, fundada en 1975, entidad que nuclea a las empresas productoras y elaboradoras del sector y a las empresas del Cluster que brindan servicios a la industria manisera, con la misión de impulsar el desarrollo del sector, generar empleo y riqueza genuina promoviendo el crecimiento de la región y el progreso de las comunidades en las cuales se desarrolla, invirtiendo en investigación y desarrollo de tal forma de lograr exportar calidad en los productos, procesos y relaciones comerciales.

III- Fundación maní argentino
Las empresas productoras y elaboradoras de maní, que conforman el Sector Agroindustrial Manisero, nucleadas en la Cámara, invierten en investigación científica, desarrollo e innovación tecnológica a través de sus aportes a la Fundación Maní Argentino (FMA).
La Fundación Maní Argentino nace en el año 2001 a raíz de la necesidad de investigar y desarrollar técnicas superadoras que permitieran afrontar problemáticas muy serias que afectaban al cultivo de maní en ese momento.

Como respuesta a esto y a partir de la iniciativa de todo el sector manisero, el Centro de Ingenieros Agrónomos de Gral. Cabrera y Zona, crea la Fundación Maní Argentino, destinada a resolver esta problemática a través de la investigación, con el aporte de las empresas nucleadas en la Cámara Argentina del Maní.

Esta institución sin fines de lucro tiene la misión de identificar la problemática del cultivo de maní y de otros productos agropecuarios de nuestra zona, e investigar y desarrollar técnicas superadoras y soluciones científicas que permitan afrontar dicha problemática identificada, promoviendo el desarrollo y mejoramiento de la activad manisera y de otros productos agropecuarios de nuestra zona, promocionando la investigación y difusión de técnicas que redunden en el bien común, la sustentabilidad del cultivo y la preservación del ecosistema.

Deja una respuesta